Vanguard Racing, el match perfecto entre la alta relojería y el mundo automotriz

Franck Muller lanzó en el año 2019, la colección Vanguard Racing inspirada en las líneas del mundo automotriz, la cual apuesta por una estética, pura, elegante y deportiva.


Lo que define a la colección Racing de las colecciones anteriores Vanguard, es la atracción instantánea al dial que puede encontrarse en distintos colores: amarillo, rojo, verde, morado y blanco. Este detalle en color hace de la caja tome un diseño contemporáneo y deportivo.


Sin embargo, es en la silueta de la caja donde se puede encontrar la diferencia de la caja Vanguard. Los detalles coloreados no solo le dan a a la caja un borde mucho más agresivo que el Vanguard normal, sino que también unen todo el color.


La correa se integra sutilmente en la caja logrando que que tome la forma de la muñeca de la manera más cómoda y estética posible.


Con sus contornos armoniosos, finura impecable y proporciones equilibradas de forma equilibrada, las líneas y curvas se han trabajado para crear elegancia junto con sus características deportivas, la línea Vanguard Racing está disponible en oro rosa de 18 quilates, acero inoxidable, titanio y carbono, en sus dos versiones: sencillo con horas, minutos, segundos y fechador; y con cronógrafo.